ALTERNATIVA AL ACEITE DE PALMA

Nace un producto con AOVE alternativo al aceite de palma

Por Cristina Revenga Palacios
Miércoles 20 de septiembre de 2017, 12:26h

Llega al mercado una grasa innovadora y diferente que podría sustituir al aceite de palma en casi todas las preparaciones industriales -y a otros productos como la margarina o la mantequilla- y que pretende devolver al AOVE el protagonismo en nuestra alimentación. Se trata de Cremolì, una grasa 100% natural elaborada e ideada por la empresa italiana Mida+, que está compuesta en más de un 80% por aceite de oliva y que mantiene inalterables las propiedades beneficiosas y nutricionales de este producto clave en la Dieta Mediterránea.

Así lo explica en una entrevista que se publicará en el próximo número de Mercacei Magazineel presidente de esta firma italiana -con sede en Perugia (Umbría)-, Filippo Pompili Ferrari, quien asegura que el carácter único de Cremolì se debe, sin duda, a la tecnología innovadora desarrollada por su equipo. Ferrari detalla que la grasa que han elaborado y producido mediante un proceso de transformación a baja temperatura sin usar solventes químicos es, en cambio, sólida a temperatura ambiente (26/27 grados centígrados), lo cual le confiere propiedades de plastificación -capacidad de ser batida- jamás vistas en una grasa insaturada.

Los ingredientes de esta mezcla son aceite de oliva virgen extra -o aceite de oliva según la versión elegida-, mantequilla de cacao, agua y lecitina de girasol.

 

A diferencia de las grasas más utilizadas -margarina, mantequilla y aceite de palma-, el presidente de Mida+ destaca que Cremolì contiene una media de un 60% menos de grasas saturadas, y en su lugar hay un gran contenido de grasas insaturadas, sin olvidar los antioxidantes naturalmente presentes en la aceituna. Además, “es un producto 100% vegetal sin colesterol ni grasas hidrogenadas, sin conservantes ni alérgenos, que lo convierten en una grasa indicada para intolerantes a la lactosa o al gluten y para veganos”, precisa.

A su vez, según Ferrari, siendo una grasa cristalizada, resiste a la cocción y se mezcla de manera óptima con todo tipo de ingredientes, “mejorando la friabilidad de los productos de horneo como ningún otro aceite”.

El presidente de esta firma italiana también apunta que otra característica fundamental es el punto de fusión de 27/28 grados -frente a los 36 grados para el aceite de palma-, lo que significa que Cremolì se derrite en cuanto entra en contacto con el paladar, permitiendo una mejor percepción de los sabores, así como digestión, en comparación con otros productos a base de mantequilla, margarina o aceite de palma.

En su opinión, las propiedades nutricionales que hacen de Cremolì un producto “noble” son el bajo contenido en grasas saturadas y la ausencia de ácidos grasos trans, de grasas hidrogenadas, de colesterol, de gluten, de otros alérgenos y de conservantes, así como la presencia de antioxidantes, pero también una mejor digestión y palatabilidad.

Por el momento, Mida+ ofrece tres productos distintos, tanto en versión normal como en versión biológica: Cremolì Anidro (sin agua), para cremas fáciles de untar y masas preparadas a base de levadura; Cremolì Cake, para masas dulces y saladas, como por ejemplo masa quebrada, pizza, panes y galletas; y Cremolì Sfoglia, para laminar, como en el caso de la elaboración de croissants.