BAJAR DE PESO CON AOVE

 

¿Cómo bajar de peso de forma saludable gracias al Aceite de Oliva Virgen Extra?

 

Sabemos que el Aceite de Oliva Virgen Extra proporciona numerosos beneficios a nuestro organismo. Estudios afirman que “incorporar en la dieta entre 4 y 5 cucharadas soperas de Aceite de Oliva Virgen al día protege la estructura ósea y previene la osteoporosis”. Además, el consumo regular del Aceite de Oliva es positivo para mejorar las funciones metabólicas y para prevenir la acumulación de tejido graso en los vasos sanguíneos.

Sabiendo esto no hay excusa para no consumir Aceite de Oliva todos los días. Pero hoy os daremos una razón más, en nuestro post hemos querido incorporar estos consejos para ayudaros a mantener un vientre plano y libre de grasas gracias al aceite de oliva. Recordamos que, como en cualquier dieta, se debe realizar un seguimiento acompañado de ejercicio físico y nutrición sana y equilibrada.

¿Por qué el aceite de oliva puede ayudarnos a adelgazar?

La respuesta es sencilla, al poseer un alto contenido en ácido oleico y ser un tipo de grasa saludable, tiene un efecto concreto en el organismo. El ácido oleico es asimilado en el intestino delgado y transportado a su vez por una sustancia que lo transfiere al organismo en una hormona llamada oleiletanolamida. Dicha hormona manda la señal a nuestro cerebro de que ya estamos saciados.

Este análisis se ha llevado a cabo mediante estudios con ratones que han demostrado que la ingesta de aceite de oliva reduce el hambre y la sensación de vacío en el estómago. Con esto se consigue calmar el apetito y, por ende, mejora el peso corporal. Pero no todo queda ahí, además, se ajustan los niveles de colesterol y triglicéridos dentro del organismo ayudando al sistema circulatorio a funcionar de una manera óptima.

Cabe resaltar que estos consejos se basan en reducir el consumo de grasas saturadas (las cuales resultan perjudiciales para la salud) y aumentar la ingesta de las no saturadas como el Aceite de Oliva.

Otros beneficios que aporta el Aceite de Oliva a nuestra dieta:

  1. Posee efectos saciantes que pueden ayudarnos a reducir la ingesta de alimentos.
  2. Mejora el funcionamiento del sistema digestivo estimulando el tránsito intestinal, reduciendo la acidez de las comidas y calmando la gastritis.
  3. Aunque no está demostrado científicamente, algunos estudios afirman que ayuda a saciar el apetito cuando se está dejando de fumar.
  4. Disuelve y expulsa satisfactoriamente las piedras disminuyendo así las probabilidades de desarrollar cálculos biliares.
  5. Es una gran ayuda para procesar la ingesta calórica de alcohol.

Conocemos ya las propiedades beneficiosas que nos aportará consumir regularmente aceite de oliva. Al ser la grasa que mejor ingiere el organismo y debido a sus componentes saciantes ayuda a adelgazar. Pero para que el aceite actúe eficazmente se debe ingerir crudo y fuera de las comidas, cuando el estómago está totalmente vacío: en ayunas y como si fuera una medicina.

En los años 50, un programa dietético publicado por el doctorGaylord-Hauser aconsejaba un régimen de dos semanas reduciendo notablemente el consumo de carbohidratos (pan, arroz, pasta…) y añadir a la dieta mucha proteína. Hoy en día este régimen continúa teniendo seguidores, pero con un programa con diversas variaciones en el método.

En ayunas

El programa indica tomar una cucharada de aceite de oliva en ayunas, de esta forma lograremos crear una rutina para comenzar el día de una manera disciplinada en la dieta. (Os recordamos que no conviene excederse de esta dosis y si se percibe que transcurridas unas semanas el organismo sufre cambios como deposiciones líquidas se debe abandonar el hábito.)

Desayuno

Después de unos 30 minutos podremos tomar un desayuno natural y equilibrado como por ejemplo zumo de naranja, café y tostadas.

Comida

Para almorzar la dieta incluye frutas, verdura y vegetales, estos alimentos garantizan el aporte de vitaminas y minerales. Por ejemplo, podemos tomar una ensalada de vegetales, un cuarto de pollo asado sin piel y un yogur natural sin grasa.

Merienda

La merienda se compone fundamentalmente de fruta o zumos, esta puede ser kiwi, manzana, pera, naranja, zumo de tomate…

Cena

En este periodo del día, la dieta remodelada por doctores aconseja consumir pescado al horno, filete de ternera a la plancha, una ración de verduras o ensalada verde. De postre podemos añadir una fruta.

Con esta rutina se puede reducir el aporte calórico diario y notar una pérdida de grasa localizada. Recuerda que en cualquier proceso de adelgazamiento se debe poner en práctica el ejercicio físico junto a una dieta sana y equilibrada.

Y vosotros ¿Habéis probado alguna vez el Aceite de Oliva Virgen Extra para bajar de peso? Contádnoslo!

No olvidéis que en Sentir Oliva disponemos de una amplia gama de Aceites de Oliva Virgen Extra seleccionados de las mejores calidades para el uso y disfrute de vuestros paladares.